Sujeción

Encuentros con el Señorío

Veremos aquí algunos ejemplos de personas que tuvieron encuentros con el Señorío de Jesucristo. Si bien en su actitud práctica Jesús el Hijo del hombre, vino como siervo sumiso, en el ámbito espiritual, Jesús el Hijo de Dios, vino a establecer su reino, manifestando su autoridad y señorío.  ¡Jesucristo es el Señor! Es el Señor del universo, de toda la creación y de las naciones. Es el Señor en los cielos y en la tierra. Él posee toda… Leer más »Encuentros con el Señorío

Sujeción Mutua

Siguiendo con el tema de las relaciones interpersonales firmes y definidas en el cuerpo de Cristo, tenemos que decir que estas no son opcionales, sino que de la misma manera que en el cuerpo humano es imposible que un miembro crezca y se desarrolle fuera del cuerpo o sin estar bien concertado y unido por medio de coyunturas y ligamentos, así es en la iglesia, el cuerpo de Cristo. Así los miembros todos están en… Leer más »Sujeción Mutua

Relaciones Firmes Definidas

Este es uno de los temas de gran importancia en la vida y crecimiento de la iglesia, aunque muy poco enseñado. Cada discípulo debe ser formado y estar ubicado en el cuerpo con relaciones firmes y definidas para crecer y desempeñar su ministerio. «De quien todo el cuerpo, bien concertado y unido entre sí por todas las coyunturas que se ayudan mutuamente, según la actividad propia de cada miembro, recibe su crecimiento para ir edificándose… Leer más »Relaciones Firmes Definidas

Hacer Discípulos: La Misión estratégica

Hacer discípulos es la misión estratégica que Jesús nos encomendó para cumplir el propósito eterno de Dios. Mt 28:18-20 «Y Jesús se acercó y les habló diciendo: Toda potestad me es dada en el cielo y en la tierra. Por tanto, id, y haced discípulos a todas las naciones, bautizándolos en el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo; enseñándoles que guarden todas las cosas que os he mandado; y he aquí… Leer más »Hacer Discípulos: La Misión estratégica

Autoridad y Sumisión

«Sométase toda persona a las autoridades superiores; porque no hay autoridad sino de parte de Dios, y las que hay, por Dios han sido establecidas. De modo que quien se opone a la autoridad, a lo establecido por Dios resiste; y los que resisten, acarrean condenación para sí mismos.» (Ro 13:1-2) La llegada del Reino de Dios a nuestras vidas pone fin a nuestro individualismo y  a nuestra independencia. Por lo cual es de suma importancia… Leer más »Autoridad y Sumisión