Tres Figuras de la Iglesia

Tres figuras de la iglesia que nos ayudan a comprender mejor su esencia, sus características y sus funciones.  La Iglesia como CUERPO, como PUEBLO y como TEMPLO  

La Iglesia como Cuerpo 

  • Ef 1:22-23
 «sometió todas las cosas bajo sus pies, y lo dio por cabeza sobre todas las cosas a la iglesia, la cual es su cuerpo, la plenitud de Aquel que todo lo llena en todo.» 
 
  • Ef 4:12-16
«a fin de perfeccionar a los santos para la obra del ministerio, para la edificación del cuerpo de Cristo, hasta que todos lleguemos a la unidad de la fe y del conocimiento del Hijo de Dios, a un varón perfecto, a la medida de la estatura de la plenitud de Cristo; para que ya no seamos niños fluctuantes, llevados por doquiera de todo viento de doctrina, por estratagema de hombres que para engañar emplean con astucia las artimañas del error, sino que siguiendo la verdad en amor, crezcamos en todo en aquel que es la cabeza, esto es, Cristo, de quien todo el cuerpo, bien concertado y unido entre sí por todas las coyunturas que se ayudan mutuamente, según la actividad propia de cada miembro, recibe su crecimiento para ir edificándose en amor.» 
 

Es la iglesia que trabaja. Donde cada miembro ocupa su lugar, funcionando según la gracia o don que ha recibido del Señor. Donde todos están unidos entre sí, acoyuntados, ligados, rela­cionados. Es la iglesia que evangeliza, extiende el reino de Dios, que abre campo misionero. Es la iglesia que marcha, que avan­za, que conquista.

  • Lo importante es lo que la persona hace.
  • La nota sobresaliente es la acción.
  • La pregunta es: ¿funcionamos como cuerpo?
.

La Iglesia como  Pueblo o Familia 

  • Ef 2:19
«Así que ya no sois extranjeros ni advenedizos, sino conciudadanos de los santos, y miembros de la familia de Dios» 
 
  • Ef 3:15
«de quien toma nombre toda familia en los cielos y en la tierra» 
 

Es la iglesia que vive. Que se manifiesta amando, cubriendo e integrando a todos. Donde nadie está solo. Donde los temas des­tacados son la familia, la crianza de los hijos, la formación del carácter, el estudio, el trabajo.

  • Lo más importante es lo que la persona es.
  • La nota sobresaliente es el amor y la vida recta.
  • La pregunta es: ¿somos una familia, un pueblo o una con­gregación?
.

La Iglesia como  Templo 

  • Ef 2:20-22
«sobre el fundamento de los apóstoles y profetas, siendo la principal piedra del ángulo Jesucristo mismo, en quien todo el edificio, bien coordinado, va creciendo para ser un templo santo en el Señor; en quien vosotros también sois juntamente edificados para morada de Dios en el Espíritu. » 
 

Es la iglesia que ministra a Dios. Que entra al lugar santísimo para adorar al Señor y postrarse ante su altar. Que oficia frente al trono de Dios, ya sea en alabanza como en intercesión. En la iglesia como templo se destaca la música, los cánticos espiritua­les, la alabanza, el quebrantamiento, las acciones de gracias.

.

  • Lo más importante es lo que la persona ofrece.
  • La nota sobresaliente es la adoración.
  • La pregunta es: ¿somos el templo o vamos al templo?

Como iglesia de Jesucristo debemos desarrollarnos en todas estas áreas, no podemos escoger solo algunas de sus característi­cas, sino debemos buscar la plenitud de las manifestaciones de lo que el Señor Jesucristo desea para su iglesia.

Deja un comentario